-20% suscribiéndote a nuestra newsletter 📧🚀 ENVÍO GRATIS en España Peninsular🚀📦

En el mes del amor: conoce el origen de San Valentín, y la pasión que impulsó la creación de Sir Fausto

 

Y si te decimos que el origen de San Valentín tiene que ver con el actuar de un sacerdote, y no con el comercio… Cada año en febrero vemos cómo los corazones, las rosas y los chocolates se tornan protagonistas, en un día donde se resalta la importancia del amor en todas sus formas. Pese a la creencia de su nacimiento comercial, lo cierto es que surge mucho antes, específicamente en el siglo III en Roma, y a partir de una tragedia. ¿Quieres saber más? Aquí te lo contamos todo.

En Roma existía un sacerdote llamado Valentín, quien durante el gobierno de Claudio II desafió a la autoridad ¿Cómo? A través del amor. Y es que dice la historia que el emperador se opuso al matrimonio entre los jóvenes, ya que creía que sus guerreros serían más útiles si no tenían una relación. Ante esta oposición, el sacerdote lo contradijo y siguió casando. Cuando Claudio II supo ordenó que lo mataran el 14 de febrero del año 270.

Pero la ingratitud hacia Valentín continuó, ya que 200 años después fue canonizado, pero ante la falta de pruebas, a partir de 1959, la iglesia católica sacó esta festividad de su calendario litúrgico, cayendo en el olvido hasta el siglo XIX cuando se usó esta fecha para avalar la venta de tarjetas del Día del Amor en Estados Unidos.


¿Qué relación hay entre el amor y el origen de Sir Fausto?

El origen de Sir Fausto se relaciona con el amor de familia y con el hacer las cosas con pasión. Y es que Sir Fausto es la historia de un visionario, de un soñador, de un estudioso que consagró su vida a hurgar amorosamente entre los secretos de la naturaleza. Su nombre era Fausto. Su oficio, la barbería. En los tiempos en que ser barbero implicaba el dominio de saberes relacionados con la medicina, la herboristería y la química; promediando el siglo XIX, el ejército inglés lo destina a prestar servicios en la India. Su magia lo atrapó. Sus ungüentos, lociones, las hierbas y semillas que usaban para su elaboración, el amor con que las producían, sus ritos, su eterna ligazón con lo sagrado. Su fama recorrió todo Londres y la casa Real inglesa comenzó a tomar sus baños y a usar sus productos. Así fue como se convirtió en el barbero exclusivo del Rey Eduardo VII y de su hijo Jorge V quien, coronado Rey en 1911, en agradecimiento por sus servicios, otorga a Fausto el título de Sir, ”Sir Fausto”. Gracias a este legado se dio vida al movimiento Sir Fausto Men´s Culture, que significa volver a las tradiciones donde el legado heredado por Sir Fausto inspiró a basarnos en los orígenes de las viejas costumbres. Esa enseñanza, conocimiento y respeto influenció a seleccionar cuidadosamente cada activo natural que conforman los productos de la línea Sir Fausto Men´s Culture. 

Sir Fausto es pasión inspirada en la historia. Es la maravillosa historia de sabiduría del bisabuelo de Miguel Ángel Guillamón, creador de la marca, quien se inspiró de esta manera muy especial.