⚡EMPEZAMOS EL 2023 CON REBAJAS⚡ 📦ENVÍO GRATIS A PARTIR de 35€ en España Peninsular📦

Así puedes combatir la piel deshidratada y reseca este invierno


Si estás pensando que este será otro de esos artículos en los que te dicen que debes beber agua, estás en lo cierto, PERO también te daremos otros tips ya que si bien la hidratación es importante, la piel se reseca por algo más que la falta de ingesta de agua. 

LO PRIMERO, ES LO PRIMERO
Para estar bien por fuera, debemos estar bien por dentro, así que comienza a fijarte en los alimentos que introduces a tu cuerpo. Si lo que deseas es una piel suave y nutrida, incluye alimentos con Omega-3 como el salmón, las nueces, y las yemas de huevo.
Ahora, de nada sirve beber mucha agua y consumir alimentos con Omega 3, si te pasarás con el alcohol.  El consumo excesivo de alcohol es el peor enemigo de tu piel. Y tampoco se trata de que dejes de beber, pero sí que alternes copas con vasos de agua, te lo agradecerá tu piel y evitarás parte de la resaca del día siguiente.

¿Y EL AMBIENTE QUÉ?
¿Qué temperatura tiene el agua con la que te duchas? Tal vez te parezca rara la pregunta, pero es muy importante tener en cuenta, ya que el agua caliente reseca mucho la piel, al quitar los aceites naturales. Así que te recomendamos bajar la temperatura, u optar por duchas más breves.
 

LO ÚLTIMO, Y NO POR ESO MENOS IMPORTANTE

El cuidado de la piel, es el último factor que destacamos, y sin duda uno de los más importante. Por eso si quieres decirle adiós a la piel seca sigue estos 4 simples pasos. Y recuerda: ¡El skincare es para todos! 

1.- Limpia el rostro: ¿Sabías que limpiar tu rostro por la mañana y por la noche debería ser un hábito como cepillarse los dientes? La limpieza es uno de los pasos más importantes, ya que de no hacerlo los productos que apliques en los siguientes pasos no tendrán el efecto deseado. La mejor manera de limpiar tu piel es con el Agua Micelar Detoxificante PURE, ya que además de retirar la suciedad o el sudor, contiene aminoácidos que favorecen la circulación y contribuyen a una hidratación profunda.

*Para potenciar tu limpieza te recomendamos utilizar dos veces por semana nuestra Facial Mask.

2.- Que no te falte sérum: Después de limpiar, debes aplicar un producto que te ayude a mantener el nivel de hidratación y humectación óptimo, y ahí entra el sérum, permitiendo la regulación de la producción del sebo. 

Los expertos son claros "de todos estos productos, el que realiza el tratamiento es el sérum, por eso es muy necesario que incorpores este elemento ya que en él se encuentra la mayor concentración de principios activos, y al estar formado por moléculas pequeñas logra suministrar los ingredientes directamente en el cutis. 

Si vas a invertir en un producto, te recomendamos invertir en un sérum, y te sugerimos el Serum Dtox Pure de Sir Fausto. 

*En este punto es importante señalar la diferencia entre piel deshidratada y piel seca. La primera se da por la falta de hidratación debida a circunstancias temporales, como la llegada del invierno, y la segunda se refiere a un tipo de piel que siempre está seca,  y que debes tratarla de forma más indefinida.

3.- Hidrata: si quieres una piel sana, resistentes, libre de sequedad y arrugas, empieza a buscar una buena hidratante. Y es que tras limpiar y aplicar un sérum, llega el turno de hidratar el rostro (y el cuello). Elige el producto más adecuado según tu tipo de piel (grasa, mixta o seca). 

4.- ¡Por último no olvides tu protección solar! El sol es el principal responsable del envejecimiento prematuro de la piel. Por esto, después de los tres pasos anteriores, y antes de salir de casa, recuerda utilizar un fotoprotector (SÍ, incluso en otoño e invierno). Ahora, si quieres ahorrarte un paso, busca una crema hidratante con factor de protección solar, también podría ayudarte.